Logotipo de Andresare

Noticias y Agenda

Reseñas


2009-02-12

Kronika ekletikoak/ crónicas eclécticas

Paloma Miranda De Lage-Damon

Donostia-San Sebastián: Forum Feminista María de Maeztu.

Año 2000. 281 páginas.

Recopilación de artículos de prensa de la autora publicados en El Mundo del País Vasco y en Gara entre 1992 y 1999.

paloma

Estos días el Ayuntamiento de Donostia ha inaugurado una plaza con el nombre de Paloma Miranda de Lage en Riberas de Loyola. Con este motivo me han pedido que haga una reseña sobre el libro que publicó en 2000 el Forum Feminista Maria de Maeztu, con los artículos de Paloma  aparecidos en prensa los años 1992, 1993 y 1999.

Nuevamente al leer el libro y disfrutar de esa escritura tan coloquial, tan fresca que tenía Paloma,  he recordado su capacidad para, a partir de situaciones actuales, transportarnos a historias antiguas, de tiempos inquisitoriales en muchos casos y presentarnos allí, una situación, un fragmento de vida, que a pesar de sus diferencias lógicas por el tiempo transcurrido, sin embargo,  tienen mucha relación, mucho parecido, con la situación de la que ella parte. Así vemos en El Mesias que el comisario de la Inquisición de Irún enfermaba estratégicamente y dejaba en manos de su criada el cobro que facilitaba ciertos trámites de paso, este tipo de cosas nos suenan también ahora. No es cierto?

En Jenízaro nos topamos con Juan Bautista, un niño de 8 años de Zumaya trabajando como marmitón en uno de los barcos de la flotilla guipuzcoana que faenaba en los caladeros de bacalao de Terranova. Ahora llegan de otras partes a nuestros pueblos y ciudades niñas y niños que necesitan trabajar para poder subsistir, cuando la necesidad aprieta aquí y allá, entonces y ahora, la edad parece no ser un problema, quizá si tuviéramos mejor memoria algo nos podría servir en la actualidad.

Igualmente nos presenta a mujeres osadas y valientes, evidentemente Catalina de Erauso es una de ellas, pero además en América, América nos da noticia de Mari Lainez de Bergara natural de Elosua, que en la primera hora de América, 1512, emigró para poder ejercer su oficio de costurera y conseguir una vida mejor.

Por otra parte el perfume que desde el Puerto hasta el alto de Miracruz se podía disfrutar los días que llegaban al puerto donostiarra las naves de la Real Compañía Guipuzcoana de Caracas cargadas de cacao y pinolé, y que nos relata en Comida de dioses, es de los que nos gustaría tener en estos días.

Como especialista en la Inquisición en el país Vasco muchos de estos artículos están basados en la documentación de los procesos inquisitoriales que recogía en archivos de toda Europa, con lo cual de una forma sencilla, también nos acerca a algunos aspectos de las actuaciones del Santo Oficio.

A través de estos escritos podemos ver el gusto, la pasión podría decirse, que Paloma tenía por la historia, lo que no impedía que estuviera también muy interesada por la actualidad que vivía, según se trasluce en ellos. Así de una forma amena recuperaba y nos acercaba a acontecimientos de nuestra historia, a esa memoria que queda olvidada, relegada y que sin embargo es conveniente que sea conocida, no solo por especialistas sino por el común de los mortales por si puede ser de ayuda en los tiempos actuales.

Por los temas tratados, por su amenidad y su verosimilitud, recomiendo leer Crónicas eclécticas de Paloma Miranda, creo que no defraudará a nadie.

 

Begoña Gorospe

11-02-09

[Volver al listado]