Logotipo de Andresare

Noticias y Agenda

Reseñas


2009-01-16

Mujeres, Globalización y Derechos Humanos.

Virginia Maquieira (editora), Teresa del Valle, Pilar Folguera, Cristina García Sainz, Gladys Nieto, José Ignacio Pichardo, Mónica Ramos

Ediciones Cátedra. Colección Feminismos. Madrid.
Año 2006. 405 páginas.

mujeres, globalizacion y derechos humanos

Sustentado en La Crítica Feminista,  el libro es el resultado de una investigación interdisciplinar compuesta por siete investigaciones que se articulan en cuatro ejes de análisis. El primero corresponde al cuestionamiento de dicotomías analíticas especialmente La dicotomía público/privado , que llevan a una redefinición del trabajo, del desarrollo, del cuidado y de la violencia. El segundo, Las retóricas de discriminación y exclusión donde se redefine la Naturalización, mostrando además de la naturalización en las mujeres, la naturalización de algunos comportamientos masculinos que refuerzan el androcentrismo al tiempo que lo sustentan. Maniobra que lleva al poder en el caso de los hombres y al no poder en el caso de las mujeres. Además, en este mismo eje se define el Esencialismo culturalista que posibilita la discriminación negativa de las mujeres en los Derechos Humanos. El tercer eje corresponde a la Inseguridad/seguridad en la vida de las mujeres, muestra el interés por mantener ámbitos de inseguridad que pueden ser modificados según la necesidad del poder dominante. Se describe la dinámica en la cual la seguridad alcanzada cae en nuevas dimensiones o estadios de inseguridad, el proceso continuo del cambio está implícito en la condición de supervivencia humana. Sin embargo, se evidencia cómo las mujeres son más proclives a vivir distintas formas de inseguridad, por la sujeción subordinada que perdura en la organización social que les disminuye el control de sus circunstancias y de su entorno. Además se redefine la experiencia del miedo y la necesidad de una doctrina de seguridad en relación con los Derechos Humanos basada en la integridad de la vida. Por último el cuarto eje corresponde al análisis del papel de Las mujeres como sujetos de transformación social, que en el proceso colectivo de empoderamiento histórico han logrado influir en la sociedad propiciando un verdadero cambio cultural que todavía no ha concluido.

La condición de las mujeres en las sociedades contemporáneas marcadas por la globalización es el centro de la reflexión realizada en el libro. La globalización como un proceso contextualizado en  cuatro espacios de acción; mundial, estatal, local y micro; este último corresponde a las relaciones cotidianas entre las personas. Y dos espacios de diferenciados de poder alrededor de la visibilización de las decisiones y del proceso de toma de éstas; el espacio público y el espacio privado cruzan transversalmente los otros cuatro espacios contextuales.

Al denunciar aspectos de desigualdad entre hombres y mujeres que traspasan las barreras culturales y geográficas, se contribuye a la reflexión tanto de personas dedicadas a las Ciencias Sociales como aquellas involucradas en el poder gubernamental con responsabilidad política vinculada directamente con las decisiones que construyen la vida social. El profundo análisis no deja indiferente a quien lo lee e induce al cuestionamiento de la justificación de las formas de vida actuales, que al final no satisfacen ni a quien domina ni a quien es dominado. Además proporciona herramientas que son susceptibles de ejecutar dependiendo de la voluntad política tanto a nivel global como local.


Desde la perspectiva del conocimiento, por un lado pone de manifiesto la vigencia de la epistemología feminista y la importancia de realizar los estudios sociales desde una perspectiva de género, por ser la forma de visibilizar aspectos de la vida social que habitualmente no se toman en cuenta pero que son centrales en la problemática social, la imposibilidad de apreciarlos lleva al fracaso de numerosas políticas públicas. La gran desventaja que tiene la mujer en las sociedades del mundo y la poca sensibilidad hacia esta situación se traduce en poca intención de cambio. La obra muestra la indiferencia de las instancias trasnacionales, estatales y locales frente a la situación que sufre más de la mitad de la población mundial repartida en todos los espacios de la sociedad, donde no sólo tienen diferencias con los hombres respecto a los Derechos Humanos sino que, estas diferencias, se transforman automáticamente en una condición “des-privilegiada”, degradada, persistente para las mujeres en la actualidad. Por tanto, la reflexión obliga a adoptar una posición frente al problema ya que al evidenciarlo y fundamentarlo no da la posibilidad de pasarlo por alto.


Amaya Pavez Lizarraga
Becaria de Investigación
Universidad del País Vasco/Euskal Herriko Unibertsitatea

[Volver al listado]